Suscríbete a nuestro boletín
23 jul 2019
RAYANOS

FIESTA DE INTERÉS TURÍSTICO NACIONAL

La Pasión de Oliva: turismo espiritual y nacional

Los vecinos de Oliva de la Frontera presumen de la declaración de Fiesta de Interés Turístico Nacional

Por Esmeralda Torres

23 octubre 2018

“¡Enhorabuena, Pasión Viviente! ¡Os lo merecéis!”. Una voz anónima irrumpe en los aledaños del Santuario de Nuestra Señora de Gracia para lanzar un mensaje a dos piezas fundamentales de la Pasión. Y no es para menos. Sus 530 participantes y el abrigo de una de las fiestas más multitudinarias de la Raya lo han conseguido: la Semana Santa de Oliva de la Frontera ya es de Interés Turístico Nacional.

Pasión Viviente, Oliva de la Frontera, Semana Santa, turismo, turismo espiritual, Extremadura, Fiesta de Interés Turístico Nacional
Informe presentado para la solicitud de Fiesta de Interés Turístico Nacional. Foto: Rayanos Magazine.

Aún no dan crédito. Ha transcurrido algo más de un mes desde que el Ministerio de Industria, Comercio y Turismo resolviese de forma positiva a favor de la Semana Santa de Oliva de la Frontera la declaración de Fiesta de Interés Turístico Nacional, pero la noticia todavía sorprende. “¿Dónde los vamos a meter?”, cuestiona en tono chistoso el presidente de la asociación que organiza la fiesta, Manuel Barroso. Bromea, y le brillan los ojos. Más conocido entre los suyos como Manolín, su andadura en la Pasión comenzó con poco más de cinco años, cuando era su padre quien presidía la organización. Y desde entonces recuerda la inmensa afluencia de público. “Vienen muchos autobuses de Portugal. También gente de Barcelona y Bilbao” -asegura-. “Y la representación que más turistas reúne es el Viernes Santo”.

Pasión Viviente, Oliva de la Frontera, Semana Santa, turismo, turismo espiritual, Extremadura, Fiesta de Interés Turístico Nacional
Manuel Barroso y Manuel Peña en la ermita de Nuestra Señora de Gracia en Oliva de la Frontera. Foto: Rayanos Magazine.

“La gente lo que hace es que un año viene y ve dos escenas desde un punto estratégico, y al año siguiente vuelve para ver otras dos desde otro ángulo”, replica Manuel Peña, el responsable de todo aquello que tenga que ver con vestuario y atrezzo. Y es que la Pasión Viviente de Oliva de la Frontera ocupa los rincones más míticos de la localidad, desde la Plaza de España hasta la de la Constitución pasando por el Paseo de las Palmeras, y donde transcurren escenas como la de la Última Cena, la oración en Getsemaní, la flagelación, subida al Calvario y crucifixión de Jesucristo.

 

La humildad de sus orígenes

Entre las escenas, destaca la del Domingo de Ramos. Es una de sus últimas incorporaciones, que “empezamos con un cuarto de hora durante el que nadie hablaba y ahora tenemos casi una hora de representación bastante conseguida”, subraya Manolín. Ni a soñar, hace 43 años, que evolucionaría hasta incluirlo. “En esa edición si participaron unas 40 o 50 personas fueron muchas. Eran zagales de 16 o 17 años entre los que se encontraban los monaguillos, y tan solo representaron la cena, el huerto de los olivos, Pilatos, Herodes y la cruz”, declara el presidente.

Pasión Viviente, Oliva de la Frontera, Semana Santa, turismo, turismo espiritual, Extremadura, Fiesta de Interés Turístico Nacional
Manuel Barroso y Manuel Peña en el local donde guardan todo el material de La Pasión. Foto: Rayanos Magazine.

El hombre recuerda de primera mano los problemas de los inicios. “Esta gente lo pasó muy mal al principio porque no había medios económicos. Para encontrar mil pesetas se la veían y se las deseaban”. Lo dice convencido y rememorando vagas evocaciones. Contaba con cinco años cuando don José Ramos, párroco del municipio en 1971, se reunía cada noche con su padre para dar forma a una celebración alternativa de la Semana Santa, que encajase con nuevos públicos y atrajese a los más jóvenes. “Enganchó a los carpinteros del pueblo, a los electricistas, albañiles, fontaneros, maestros, a todo el mundo que se fue encontrando. Y sobre todo a los niños, fue cogiendo a niños para que le ayudaran a hacer todas estas cosas”.

Pasión Viviente, Oliva de la Frontera, Semana Santa, turismo, turismo espiritual, Extremadura, Fiesta de Interés Turístico Nacional
Con la loza utilizada para la Última Cena. Foto: Rayanos Magazine

Así, semilla a semilla, se fue dando forma a la Pasión Viviente que atrae a turistas de todo el país y en el que participa medio millar de oliveros. “Tenemos 530 socios, por lo que se puede decir que el 10% de nuestra población pertenece a la Pasión”, anota Manolín. “Los personajes principales son un 15% aproximadamente, unos 100 papeles, pero muchísima gente se viste de pueblo. Incluso gente que viene de fuera”. Y es que, extraña es la casa en la que no se cuenta algún atuendo típico de la época para prestarlo y facilitar “meterte en el mogollón para verlo mejor”.

 

El aval de una cantera

Manuel y Manolín abren la puerta de una nave municipal. Su sobria fachada poco delata del rico tesoro que custodia: todos y cada uno de los útiles empleados en las representaciones. “Mira, ésta es la cuadriga de Poncio Pilato. Aquí va con sus plumas, pintoresco al máximo”, exclama el primero. “Y estos son los falsos olivos. Y aquello los antiguos sillones de Caifás, que ahora los utilizamos para los niños pequeños”. Y es que, además de las recreaciones oficiales de la Pasión Viviente, desde hace más de una década Oliva de la Frontera cuenta con la representación de su cantera.

Pasión Viviente, Oliva de la Frontera, Semana Santa, turismo, turismo espiritual, Extremadura, Fiesta de Interés Turístico Nacional
Manuel en su habitación del vestuario. Foto: Rayanos Magazine

“Para nosotros es un orgullo, es saber que la fiesta va a continuar con ellos”, declara Mandolín de camino a una habitación localizada al fondo del espacio. Se emociona al hablar de los actos que representan los más pequeños de la asociación el sábado anterior al Domingo de Ramos. “Mira, ésta es la ropa de los niños”, apunta con la misma ternura Manuel mientras señala una de las baldas de las que cuelgan ropajes cubiertos. “Y esta es la caja con las cosas del Señor de los mayores, y aquella la del infantil”.

Un reconocimiento a todo un pueblo

La próxima Semana Santa, la Pasión Viviente cumplirá 44 primaveras. Durante más de cuatro décadas, a las emociones le han seguido los nervios y las anécdotas. “Es imposible quedarse con una”, exclama el del vestuario. “O sí”, repunta el presidente recordando la que tantas veces le ha contado su padre, cuando por equivocación se comieron uno de los muslos de pollo asados para la Última Cena al contar uno de más. “Contaban 13 y decían que los apóstoles eran 12, así que se lo comieron entre unos cuantos mientras montaban”, narra. “Nadie cayó en que Jesús también tenía que cenar y esa noche se veía cómo uno de los apóstoles rebañaba los huesos del resto”.

Pasión Viviente, Oliva de la Frontera, Semana Santa, turismo, turismo espiritual, Extremadura, Fiesta de Interés Turístico Nacional
Manuel Barroso y Manuel Peña en otro de los escenarios de La Pasión en Oliva de la Frontera. Foto: Rayanos Magazine

Precisamente hablando de su padre, los ojos de Manolín se vuelven a humedecer. A sus 74 años, aún sigue echando una mano en el montaje y desmontaje de escenarios. Orgulloso por ver cómo ha evolucionado la fiesta. Y este año, aún más. “Tenemos que hacer algún homenaje”, comenta. Una idea que apoya fielmente la corporación municipal de Oliva de la Frontera, que se plantea la celebración de un homenaje a todos aquellos que forman y han formado la Pasión Viviente. Un acto que requiere la declaración. “Cuando se da esta distinción es porque está conseguida y muy bien conseguida”, afirma la alcaldesa, Luisa Osorio. “Y el que te den una mención de este tipo proyecta a tu pueblo en todos los niveles”.

Mientras tanto, los oliveros piensan ya en la próxima edición, que comenzará a darse forma cuando se acerque la Navidad. “Tenemos que empezar a ensayar tan pronto porque muchos están fuera estudiando y trabajando, y nos tenemos que limitar a viernes y sábado por la noche”. Y este año también, todos aquellos turistas a los que esta mención invita desde ya a disfrutar de una de las fiestas más emocionantes y conmovedoras de la oferta rayana espiritual.

OPINIÓN DE NUESTROS LECTORES

Da tu opinión

NOTA: Las opiniones sobre las noticias no serán publicadas inmediatamente, quedarán pendientes de validación por parte de un administrador del periódico.

NORMAS DE USO

1. Se debe mantener un lenguaje respetuoso, evitando palabras o contenido abusivo, amenazador u obsceno.

2. www.rayanos.com se reserva el derecho a suprimir o editar comentarios.

3. Las opiniones publicadas en este espacio corresponden a las de los usuarios y no a www.rayanos.com

4. Al enviar un mensaje el autor del mismo acepta las normas de uso.